jueves, 27 de noviembre de 2008

La vida cotidiana en la Escuela Normal Superior

¿Dos "realidades" distintas?
Dubriel García Rodríguez

A finales de la década de los noventa recabé testimonios en la Escuela Normal Superior y así se realizaban las actividades, no se si ahora ocurran de la misma manera, supongo que no.


LAS ACTIVIDADES ACADÉMICAS


Las actividades académicas constituyeron un conjunto de acciones obligatorias que sirvieron para satisfacer los requisitos establecidos en la normatividad, que da a la vez, el reconocimiento oficial de la aprobación de una asignatura o grado académico. Estas actividades pueden ser, escolarizadas, que son las organizadas por el docente y no escolarizadas, las organizadas por un departamento específico.


Las actividades escolarizadas

Estas actividades son organizadas por el docente y sirven para asignar calificaciones en una escala de cinco a diez y cuyo resultado define quien aprueba o reprueba una asignatura[1], entre estas actividades se observaron: La participación en clase, la exposición de temas por equipo, las tareas y los exámenes.

La participación en clase

Cuando los estudiantes participaron en la clase, mostraron, derivado de la explicación o de la pregunta del docente un conocimiento generalmente empírico. La participación se dio de dos maneras, una en complementar la explicación y la otra en responder, preguntar o cuestionar lo expresado por el docente.

1) Complementar la explicación.

Cuando el docente estaba explicando la clase los estudiantes intervinieron para hablar acerca de experiencias personales en la escuela, la comunidad, la familia o dieron puntos de vista en general como se ilustra en los ejemplos siguientes:

- Mira este yo, yo considero que a veces aunque unos piensen que es rollo, pero es cierto maestro, por ejemplo en las comunidades donde no existe tanto recurso económico, en una ocasión estaba parado en una esquina de un salón cuando resulta que un niño recogió un chicle le empezó a quitar los pastitos y se lo metió a la boca, como le iba a decir sácalo tiene microbios, hay niños que nunca llevan diez centavos, veinte centavos ... ( 23 de Julio de 1998 en la clase de laboratorio de docencia I)

- por ejemplo allá en Oaxaca ¿no? (...) hay actividades que realizamos, eventos deportivos, concursos, también tenemos relaciones con la comunidad, cuando hacemos desfiles, que se yo, programa del diez de mayo, programa del día del niño, detalles que si tienen relación con lo social se han realizado tal vez desde hace años, según como lo vaya uno madurando en el centro de trabajo, porque hay cuestiones que se manejan obligatorias, por ejemplo manejan en el primer grado con el método global según el plan más sin embargo los compañeros que no les gusta o no lo saben trabajar y ya de años pues trabajan el onomatopéyico, el silábico etcétera. (Nicandra, en la clase de docencia I el 21 de julio de 1998)

- (...) ¿por qué nuestro país, bueno tiene que estar copiando este tipo de modelos? si también podemos realizar investigación o podemos tomar en cuenta los intereses y los diferentes medios que hay aquí en nuestro país para, no se, adaptar o construir nuestro propio modelo educativo, ¿por qué tenemos que estar copiando lo de otros países?, Si al final de cuentas, a lo mejor de un cien por ciento, a lo mejor un cuarenta por ciento se obtiene de beneficio al estar poniendo en práctica modelos extranjeros, ahora hace un rato se comentaba que se refiere a lo que es el aspecto económico, ¿será nada más eso lo que impide que aquí en nuestro país no se puedan realizar investigaciones? (...) o ¿influyen otros factores? (Idelfonso, 16 de julio de 1998).

Hablaron de su entorno, “su mundo” inmediato que es la escuela, el pueblo, la familia y ocasionalmente de algo más lejano, el país y el mundo, más que complementar el tema aprovecharon la oportunidad para hablar de su experiencia, a lo que ellos llamaron “la realidad”, descalificando al conocimiento teórico.

Ahora bien ¿la "realidad" de los maestros es diferente a la "realidad" de la Secretaría de Educación Pública?

Por una parte un profesor habla de la pobreza de los niños de la Sierra Norte de Puebla. Nicandra, de Oaxaca, nos dice de las actividades sociales que realizan en la comunidad como desfiles o programas (festivales) e Idelfonso enfatiza la necesidad de desarrollar investigación educativa en nuestro país. Por la otra, la SEP aplica una prueba estandarizada como si la población escolar fuera homogenea (puede ser que después de diez años de los testimonios de los maestros las diferencias sociales hayan desaparecido).

Los resultados de la prueba Enlace evalúan el Logro Académico de los alumnos en Español, Matemáticas y Ciencias y no pondera la pobreza, la participación de los profesores en la comunidad con los desfiles, los festivales y otras actividades. Algunos medios de comunicación linchan mediáticamente a los profesores, muy injusto diria yo.





[1] El acuerdo 200 publicado en el Diario Oficial de la Federación con fecha 31 de agosto de 1994 establece las Normas de Evaluación del Aprendizaje en Educación Primaria, Secundaria y Normal.




No hay comentarios:

Publicar un comentario