jueves, 9 de diciembre de 2010

PISA 2009 en México


El Instituto Nacional de Evaluación Educativa (INEE) dice:

"Una limitación aún más elemental de las interpretaciones simplistas de los resultados basados en ordenamientos simples de puntuaciones promedio es la que consiste en interpretar una puntuación más alta como reflejo inequívoco de mejor calidad de las escuelas, y una puntuación más baja como signo indudable también de menor calidad de ellas. Los resultados se deben a muchos factores, unos del ámbito de la escuela, pero otros, cuya importancia se reitera estudio tras estudio, del entorno familiar y social de los alumnos: los de una escuela que funciona bien, pueden tener resultados inferiores a los de otra de funcionamiento menos ordenado, debido precisamente al peso de los factores del entorno.

En sociedades muy desiguales, como la mexicana, las interpretaciones simplistas de los rankings pueden ser injustas con las escuelas que atienden a alumnos de medios desfavorecidos, máxime si se tiene en cuenta que suelen también contar con menos recursos que las escuelas a las que asisten mayoritariamente alumnos de medios más favorables. Esto no debe llevar a la conclusión de que los resultados de pruebas como las de PISA no son importantes, pero sí debe alertar sobre la necesidad de tener en cuenta otros elementos sobre los recursos de las escuelas y sobre su forma de operar para poder llegar a conclusiones sobre su calidad."





No hay comentarios:

Publicar un comentario